Compartir
Publicidad

Dieta: prepara tu cuerpo para el verano (IV)

Dieta: prepara tu cuerpo para el verano (IV)
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Llegamos al ecuador de semanas en la serie de entradas sobre la dieta para preparar tu cuerpo para el verano, y como ya es habitual hemos recortado un poco más la ingesta de hidratos de carbono, manteniendo, como siempre, muy similar la cantidad de proteínas, pero seguimos con una amplia variedad de comida y alimentos.

En esta nueva entrada o semana de la dieta para preparar tu cuerpo para el verano hemos metido dos novedades con respecto a las otras entradas (semanas) y es la llegada de las fresas como fruta de temporada, las cuales están cargadas de antioxidantes como la mayoría de los frutos rojos y la avena, una fuente perfecta de hidratos de carbono complejo.

Como siempre la dieta es lo más variada posible, y nos basamos en alimentos que no tienen casi grasa y su nivel de azúcar es lo más bajo posible, de ahí que la avena encaje perfectamente en nuestra dieta sustituyendo a los cereales del desayuno. El sabor no es tan bueno porque tiene menos azúcares pero la calidad del alimento es excepcional dotándonos de energía estable durante mucho tiempo.

Las pautas

Aunque nos repitamos semana tras semanas queremos que tengáis en cuenta las pautas de siempre, recortar la sal y beber mucho agua, de 2 a 3 litros diarios hará que no retengamos nada de líquidos (tomar cola de caballo si tenéis un exceso de retención).

Nada de alcohol ni de comida basura o bollería industrial y los días de libertad lo ideal es seguir la misma pauta que seguimos en el resto de comidas, sino idénticas, a las que os proponemos cualquier día de la semana. Recordar que la libertad se hace más que nada para llevar perfectamente el aspecto psicológico de la dieta y si hay algo que deseáis con obsesión es mejor comerlo.

La dieta

El consejo semanal

Después de hablar de los<strong> tres macronutrientes básicos </strong>para ponerse en forma ya podemos entrar en materia, es decir, podemos dar ese pasito para mejorar nuestra dieta y comer alimentos que ayuden a mejorar nuestra condición física y eliminen nuestros kilos de más, simplemente cambiando nuestro hábitos alimenticios.

El paso previo que debemos dar antes de crear una dieta es saber las calorías que tiene cada alimento, por tanto tenemos que saber diferenciar la cantidad de hidratos, proteínas y grasas que tiene un alimento, así que llega el momento de aprender a contar las calorías a la hora de comprar los alimentos que nos ayuden a ponernos en forma, simplemente leyendo las etiquetas de esos productos.

Si el producto está en su estado normal la cantidad de energía que aportan lo dan las proteínas, la grasa y los hidratos de carbono. Básicamente las proteínas y los hidratos aportan 4Kcal por gramo que comamos, mientras que la grasa aporta 9Kcal (8Kcal en otras fuentes) por la misma cantidad. A tener en cuenta que los productos con alcohol aportan 7kcal por cada gramo ingerido.

Y sabemos que para adelgazar debemos recortar los hidratos y bajar las grasas a nuestra necesidad diaria e intentar que nuestro gasto energético diario sea inferior a nuestra ingesta, pero eso sí como ya os hemos dicho podéis recurrir a las calorías de las proteínas, siempre sin pasarnos en un exceso escandaloso.

Imagen | Web de Girmatex

En Arrebatadora | Dieta: prepara tu cuerpo para el verano (I), Dieta: prepara tu cuerpo para el verano (II), Dieta: prepara tu cuerpo para el verano (III)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos