Compartir
Publicidad

Aceite corporal anti-stress de Alqvimia, una experiencia cosmética y sensorial. Mi experiencia

Aceite corporal anti-stress de Alqvimia, una experiencia cosmética y sensorial. Mi experiencia
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada vez existen más gamas de cosméticos cuyo objetivo es relajar, desestresar, calmar. Las texturas y los aromas de sus ingredientes juegan un papel más psicológico que cosmético. Un ejemplo es el Aceite corporal anti-stress de Alqvimia.

¡Quién se extraña del auge de la aromaterapia! Nuestras agendas están a tope, vamos como locas toda la jornada para cumplirlas. Estos días muchas de vosotras volvéis de vacaciones pero una sola semanita de vuelta a la realidad laboral y vuelta a empezar. Para este próximo otoño, Trendencias Belleza quiere ayudarte a mantener el stress bajo control con todos los trucos y consejos posibles.

Las propiedades e ingredientes del aceite anti-stress

El Aceite corporal anti-stress de Alqvimia contiene básicamente aceite vegetal de almendras y varios aceites esenciales. Esta marca utiliza ingredientes 100% naturales. Puedes leer sus famosos “sin … “ y “con …” en una lista bien elaborada.

Hoy día es tan importante para la usuaria los sin que los con. En los puntos de venta de la marca gerundense seguro que has visto el display publicitario de la lista. Los aceites esenciales específicos del aceite anti-stress son los de Naranja, Pomelo, Limón, Lavanda, Mejorana y Petitgrain.

Fíjate en la lista: una mezcla de propiedades vitalizantes (Naranja, Pomelo, Limón) y relajantes (Lavanda, Mejorana). Son las dos propiedades de este aceite corporal que tiene la misión de desestresar los sentidos y el cuerpo sin restarte energía vital. La botellita contiene 150 ml. y su precio es de 48 euros.

productosAlqvimia

Mi experiencia cosmética y sensorial

El olor que desprende este aceite corporal es lo que enamora. Muy agradable, penetrante sin ser agresivo, un aroma sugerente. No lo utilizo en todo el cuerpo por su precio pero no hay ningun inconveniente en aplicarlo de forma general.

Creo que su aplicación es algo muy personal. Yo lo aplico en dos zonas principales según mi estado de humor. La primera es cuando quiero disfrutar de su aroma relajándome en el sofá. Lo aplico en escote y hombros porque de este modo me llega el olor durante mucho rato. Apoyo la cabeza en el cojín, me estiro en el sofá y cierro los ojos escuchando música suave. Es una delícia, un momento para desconectar de todo.

El segundo uso que le doy es aplicarlo en zonas donde suelo acumular tensión inconscientemente. En mi caso es la nuca, el abdómen o la parte anterior de los muslos. Aplico el aceite con un masaje y dejo las manos apoyadas en esta zona un buen rato. Destensa mucho los músculos crispados, ese truco me lo explicó una quiromasajista y de verdad que es muy bueno.

Su textura no es pringosa para nada, es fácil de extender y se absorbe muy bien. Seguramente sea un aceite seco aunque no puedo afirmarlo. La piel queda satinada y lisa, muy bonita. Aplicar este tipo de aceite en hombros y piernas para completar tu look de noche es perfecto. Un capricho cosmético que guardo como oro en paño.

Más información | Alqvimia
En Trendencias Belleza | Ritual de la Rosa de Alqvimia, un tratamiento de cabina especial para la mujer

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos