Compartir
Publicidad

¿Te estás aplicando bien el colorete? Te damos las claves para cada forma de cara

¿Te estás aplicando bien el colorete? Te damos las claves para cada forma de cara
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Que el maquillaje es una cuestión de técnica es algo que todas sabemos. Sin embargo, es una cuestión también de caras y que no podemos aplicar los productos igual a diferentes tipos de rostros. Por ello, hoy os queremos dar las claves para aplicaros el colorete de la forma correcta y según nuestra fisonomía y estructura facial que nos llegan de la mano de Eliecer Prince, National Make Up Artist de Guerlain.

Rostros ovalados

Rostro

Los rostros ovalados, como el de Sara Jessica Parker, por ejemplo, son aquellos rostros más alargados y en los cuales el punto de partida del colorete ha de ser la zona central de la mejilla, más en las manzanitas, pero extendiendo el color en ángulo ascendente hacia los lóbulos de las orejas y hacia las sienes con un dibujo ligeramente triangular.

Así, en estos casos tenemos que tratar de que el rostro parezca más ancho, de forma que equilibramos las facciones y reducimos ópticamente su longitud, lo que podemos conseguir aplicando el blush como os comentamos, y jugar con el iluminador debajo de las cejas, para abrir la mirada, y en el centro del pómulo.

Rostros cuadrados

Colorete Rostro Cuadrado Olivia Wilde

Los rostros cuadrados son aquellos de facciones más duras en el que el objetivo es suavizarlas, precisamente, en especial la línea de la mandíbula. De esta manera, hay que concentrar el color en lo más alto del pómulo, de forma que nos acerquemos casi a la nariz, extender con suavidad el producto hacia la línea del cabello con movimientos circulares, de manera que el color se difumina.

Además, para el caso de que el rostro sea más ancho a la altura de las sienes, en cuyo caso se debe extender el blush hasta la punta de las cejas, mientras que el iluminador se ha de aplicar desde donde termina la ceja hasta la parte alta del pómulo, dibujando una “C” abierta para resaltar los ángulos superiores del rostro.

Rostros corazón

Rostro Corazon1

En los rostros con forma de corazón los pómulos están altos y pronunciados, sin embargo, en estos casos, precisamente tenemos que aplicar el colorete aún más alto, de manera que comencemos justo debajo del hueso de la mejilla y extendamos el blush en semicírculo hacia la línea del cabello.

De esta manera crearemos un halo de color, con énfasis en las mejillas, que equilibre las facciones. En estos casos el iluminador se debe aplicar en el centro del arco de Cupido del labio superior y en lo más alto del hueso de la barbilla.

Rostro redondo

Rostro Redondo Gig Hadid

Y terminamos con los rostros más redondos en los que hay que resaltar los pómulos y adelgazar visualmente el rostro. De esta manera, el colorete se aplica ligeramente por debajo del hueso, difuminándolo en diagonal hacia el nacimiento del pelo. En estos casos, el iluminador se aplican en lo alto de los pómulos, para crear ese efecto de lifting visual.

Ahora, solo tenéis que poner en práctica la técnica para lograr los objetivos según el tipo de rostro de cada una.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio