Compartir
Publicidad
Publicidad

Alimentos aliados para la operacion bikini (I)

Alimentos aliados para la operacion bikini (I)
Guardar
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En estas fechas abundan las listas de menús hipocalóricos y alimentos prohibidos, por eso en nuestro especial operación bikini hemos preferido hacer especial hincapié en aquellos alimentos que nos ayudan a adelgazar progresivamente y de forma saludable.

Las prisas son malas amigas de perder peso, sobre todo si queremos que los resultados sean duraderos en el tiempo. Cambiar hábitos, aprender a saborear y disfrutar de la comida que beneficia nuestro cuerpo y valorar el alimento por todo lo bueno que nos aporta son, junto al ejercicio, pasos esenciales para conseguir estar cada día más en forma.

Como ya comentamos al hablar de las algas, no hay ningún alimento que adelgace de por sí, pero hay muchos que aportan buenos nutrientes, pocas calorías, nos sacian y además nos alegran la comida.

Vale la pena tenerlos en cuenta y poco a poco ir haciéndolos protagonistas en nuestros desayunos, meriendas, comidas o picoteos, dejando los que contienen grasas saturadas, calorías vacías, azúcar refinado etc, para momentos muy puntuales.

Frutas: hidratación, sabor y muchas vitaminas

Ahora que empieza el calor es una de las mejores épocas para acostumbrarse a comer entre 2 y 4 piezas de fruta diarias. La mayoría están compuestas principalmente por agua (De un 80 a un 90% de su composición total) por lo que resultan altamente refrescantes, a la vez que nos aportan la hidratación que necesitamos.

Otra característica en común es el importante aporte de vitaminas que nos dan, principalmente de Vitamina C, que actua como antioxidante y nos ayuda a producir colágeno previniendo así el envejecimiento prematuro de la piel.

También es cierto que contienen azúcares simples de rápida absorción, pero lo compensan con su valor nutricional, la fibra que regula nuestro tránsito intestinal y en general también con un bajo aporte calórico, en ningún caso comparable con el que podemos encontrar en cualquier producto de repostería o bollería industrial.

Un buen ejemplo de esto son el melón y la sandía, que empiezan en junio su temporada. Con apenas 30 calorías cada 100 gr son el producto estrella de mi nevera. Me encanta incluir un buen par de rodajas en el desayuno y aprovechar la energía que me dan por la mañana. Además el melón también aporta vitamina A (retinol) y la sandía licopenos, contribuyendo ambos a tener un cutis más bonito.

Frutas

En la variedad está el gusto

Aburrirse con las frutas es imposible, la variedad de sabores, texturas, colores y formas nos permite ir cambiando y eso también hace que así nos aseguremos de dar a nuestro cuerpo todos los minerales y vitaminas que le resultan esenciales.

¿Te apetece un picoteo saludable a media mañana? ¿Qué tal un puñado de cerezas, fresas o frambuesas? betacarotenos y antioxidantes a tope, por no hablar de su delicioso sabor y que sólo contienen entre 30 y 60 calorías cada 100 gr.

Aunque otras frutas más calóricas como el plátano y el aguacate (entre 100 y 150 calorías por pieza) también nos ayudan a adelgazar favoreciendo la eliminación de líquidos, gracias a su elevado contenido en potasio. Además nuestro organismo necesita que consumamos grasas y la del aguacate es una de las más saludables que le podemos proporcionar.

La piña es quizá la fruta que más se asocia al concepto de dieta, es muy diurética, saciante, sabrosa (a la plancha ya resulta absolutamente irresistible) más baja en azúcares que la mayoría y con unas 50 calorías cada 100 gr.

En verano me encanta prepararme un batido bien frío para merendar con leche de avena y un par de rodajas de piña, es simplemente… ¡Espectacular!

Otras frutas que también resultan muy útiles para hacer bebidas heladas y sanas son los cítricos, especialmente el limón, ya que naranjas, mandarinas y pomelos empiezan a dejar de estar en su mejor temporada.

Una buena limonada (con poco azúcar y a poder ser integral) nos ayuda a depurarnos y es la perfecta sustituta de los refrescos comerciales. De la misma forma comprando moldes para el congelador se pueden aprovechar este y otros zumos para crear polos bajos en calorías con los que matar el calor y el gusanillo cuando nos haga falta.

Para terminar si lo que queremos es una fruta rica en fibra que además contribuya a una buena digestión entonces podemos optar por la manzana o la pera, dos de las más populares y recomendadas, que actúan como reguladores intestinales y suelen tener entre 30 y 50 calorías por pieza.

¿Se puede pedir más? Y eso que todavía han quedado muchas otras variedades en el frutero.

En la continuación de este post seguiremos detallando otros tipos de alimentos que nos acercan a nuestro peso ideal, pero mientras cuéntanos ¿Consumes frutas habitualmente? ¿Con qué frecuencia?

Fotos | The Blonde Salad | Pink Sherbet Photography
En Vitónica | El mejor momento para comer fruta
En Trendencias Belleza | Más fruta para estar más guapa

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos