Compartir
Publicidad
Publicidad

Mi labial inalterable, ¿quieres saber mi secreto?

Mi labial inalterable, ¿quieres saber mi secreto?
Guardar
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

No importa si salgo por el día o por la noche pero os aseguro que mis amigas me lo dicen muy a menudo ¿te retocas en el baño?, y no me canso de repetirlas que nunca me toco los labios después de salir de casa. Por las noches es increíble, me maquillo, salgo y al cabo de horas están igual que si me los acabara de pintar, ¿quieres saber cómo lo hago?

Lo primero que hay que hacer es tener bien secos los labios antes de poner cualquier tratamiento encima de ellos, pero no quiere decir que les neguemos su crema habitual, el truco está en hacerlo por partes, primero hidratarlos, así los labios no chuparán los agentes hidratantes del labial. Pero nunca te pintes los labios hasta que estos hayan asimilado por completo su hidratación.

Después yo me echo un poco de fijador de sombras, debe ser una cantidad mínima y muy bien extendida. A continuación me maquillo los labios exactamente igual que lo hago con el resto de la cara, un poco de base y mis polvos. La idea está en dejar los labios listos para recibir el color, igual que hacemos con las mejillas para darlas el colorete, ¿o acaso lo hacemos sin haberlas dado antes la base o el maquillaje?

boca1.jpg

Una vez que los tenemos en este estado es importante ¡no mojarlos con la lengua! parece una tontería pero muchas de nosotras no resiste pasarse la punta de la lengua por los labios, sobre todo por su parte interior y podemos echar por tierra el tratamiento anterior. Queda feísimo lo labios pintados por fuera y la parte interior color carne, la lengua tiene la culpa en muchas ocasiones.

Importante, un pincel para aplicar el color si es de barra el que usas, si es de tipo gloss actuaremos igual. No debemos pintarlos al tun tun sin ton ni son, hazlo como si de una pintura se tratase y conseguireis mejores resultados. Os voy a poner un ejemplo de una cosa que hemos hecho todas de pequeñas para que os hagais una idea de lo expuesto anteriormente, cuando pintábamos con rotuladores como quedaba mejor ¿poco a poco y rellenando los espacios seguidos? o ¿a rayones y despues rellenando huecos?

boca2.jpg

Pues eso llevado a la práctica en tus labios es como te los debes de pintar, como si tu labial fuera un rotulador y tus labios un folio. Primero el delineador, Cristina nos lo contaba en dos pasos, si no te gusta como quedan los labios delineados cómprate el lápiz igual que el pintalabios, pero no te saltes este paso, es el truco ideal para que no se te escape el color por las arruguitas de los labios.

Una vez pintados hay llevar la boca de igual manera que llevamos los ojos, me explico, lucimos los ojos manteniéndolos bien abiertos, jugando con el pestañeo, nunca los restregamos y si algo nos molesta muy cerca de ellos lo retiramos con especial atención y cuidado. ¿Por qué no actuamos igual con nuestros labios?, mis hijas dicen que pongo boca de pitiminí y realmente la pongo, hago de mis labios los protagonista de mi cara.

A medida de que pasen las horas debes diferenciar lo que quieres retocar de tus labios dependiendo de como te los hayas pintado, si los pusiste brillo y ya no lo tienes o si notas que lo que te falta es color. Es importante no mezclar uno con otro, si encima de un brillo aplicamos color o al revés nuestros labios se verán con una mezcla rara de productos.

Si quieres más color además del brillo, retira antes el brillo con un ligero toque de papel absorvente, después de color lo volverás a aplicar y quedará perfecto. Si por el contrario se te fue el brillo, retira con papel igual que antes y vuelve a darte una pasada por todo el labio.

Cada una tienes sus trucos de belleza, ¿cómo consigues que tus labios estén perfectos?

Fotos | Jeremy Brooks, Martín Selva, TaniaSaiz
En Arrebatadora | Con la llegada del frío cuídate los labios, Consejos para unos labios perfectos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos