Compartir
Publicidad
Publicidad

A cada edad unos cuidados básicos: de 40 a 50 años

A cada edad unos cuidados básicos: de 40 a 50 años
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los cuarenta se considera una de las edades más maravillosas para la mujer, en la que se suele sentir bien consigo misma y mucho más serena, pero por otro lado es cuando comienzan a aparecer las secuelas de un mal cuidado y las locuras que se hicieron a los veinte. Pero bueno aún nada está perdido y menos en la actualidad que hay casi una solución para cada problema.

A esta edad el organismo ya no es capaz de regenerarse tan rapidamente como lo hacía a los veinte, va perdiendo agua y lípidos, por lo que la piel se ve más seca. Aunque el mayor enemigo es la flacidez, que se debe a la perdida de de las fibras de elastina y colágeno, que forman una red de sostén y sin ellas la piel se descuelga.

Veamos como debemos cuidar nuestra para evitar que la flacidez no nos gane la guerra si ya hemos entrado en los cuarenta.

Limpieza

Una buena limpieza evita que la piel se deshidrate, asi que es mejor elegir cremas limpiadoras en vez de un gel. Tras la crema usar un tónico suave pero con propiedades astringentes ya que con los años el poro se va agrandando.

Al menos una vez a la semana realizar una exfoliación o acudir a un profesional a que nos realicen un peeling, con el que nos eliminarán más en profundidad las células muertas de la capa córnea. Tras la exfoliación podemos aplicarnos una mascarilla plástica que contenga vitaminas y que nos ayude a mantener el agua en nuestra piel, si lo realizamos al menos dos veces por semana notaremos una gran mejoría.


Hidratación

Como la piel se va volviendo más seca hay que elegir cremas muy nutrientes que contengan principios activos que luchen contra el envejecimiento, como las vitaminas E y C o que contengan hidrolizado de colágeno o sustancias como retinol o ácido glicólico que no sólo atenuan las arrugas sino que aumentan la producción de colágeno. El contorno de ojos también debe ser cremoso para preservar la hidratación de la zona.


Protección Solar

Y como no, la protección solar, así evitaremos manchas, arrugas, rojeces, desecación, poros dilatados... y no perderemos nuestra luminosidad natural. Cuando nos apliquemos la crema solar, no olvidarnos del cuello, escote, manos y piernas o de cualquier otra zona expuesta.

En Arrebatadora | A cada edad unos cuidados básicos: de 20 a 30, A cada edad unos cuidados básicos: de 30 a 40

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos