Compartir
Publicidad

Probamos el peine voluminizador para pestañas de Sephora

Probamos el peine voluminizador para pestañas de Sephora
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada vez más gadgets y artilugios de belleza adornan las estanterías de perfumerías y centros de estética. Cualquier invento es válido siempre que nos ayude a vernos más guapas.

El curioso objeto que os traigo hoy es un peine voluminizador para las pestañas, que si bien a simple vista parece un artilugio muy simple promete resultados bastante interesantes. ¿Lo conseguirá?

Lo que me llevó a adquirir este peine de pestañas no fue su utilidad para peinarme las pestañas, ni si quiera por su supuesta función voluminizadora de la que luego os hablaré, el motivo real fue porque me pareció útil para evitar mancharme el párpado cada vez que me aplico la máscara de pestañas, y es que me da bastante rabia que parezca que me he hecho una línea negra pero mal hecha cuando no ha sido así.

Después también descubrí que el invento en sí también prometía proporcionar mucho volumen y al mismo tiempo curvar las pestañas, así que a priori me parecía un gadget de lo más completo.

Forma de uso y resultados con el peine voluminizador de Sephora

Para usarlo debemos desplegar el objeto y colocar en primer lugar la parte que no tiene peine sobre el párpado lo más cerca que podamos de las pestañas. La verdad es que sí que evitamos manchar el párpado ya que tenemos el plástico por detrás de nuestras pestañas pero el uso de la mácara se dificulta bastante con este artilugio.

p1120347.jpg

A mí personalmente al principio me daba la sensación de que me iba a meter el cepillito en el ojo aunque como todo es ir cogiéndole el truco, pero aún así no me siento tan cómoda como cuando lo hago sin el aparatito ya que en cada aplicación el cepillo de la máscara choca constantemente con el plástico.

Sobre el volumen no he notadado un volumen que no consiga de forma normal, es más, me parece que consigo más volumen sin usarlo. Por otro lado sobre la curvatura he de decir que sí que he notado su efecto, y esto se debe a que gracias a este sistema la aplicación puede ser desde la raíz cosa que sin este utensilio cuesta bastante, aunque para nada sustituye al rizador de pestañas.

p1120349.jpg

El segundo uso o aplicación es para definir, para ello usamos la parte del peinecito. Un peine que se me hace bastante útil, sus púas son muy finas y se encuentran muy juntas por lo que con su uso no conseguimos retirar los antiestéticos grumos sino que conseguimos definir las pestañas ya que ayuda a separarlas.

En resumen, como peine me gusta, además su función protectora para que no se manche el párpado la cumple como la cumpliría cualquier otra cosa de tamaño parecido, ¿recordáis la espatulita que viene con la crema depilatoria?, tiene una forma parecidísima y me hace el mismo efecto.

Pero de todas sus funciones la que más me gusta es que me ayuda a levantar las pestañas para poder aplicar bien el producto desde la raíz. Su precio es de 3,90 euros, desde luego que no nos vamos a arruinar pero también os digo que podría vivir sin él.

Imágenes | Carolina L En Trendencias Belleza | Pestañas más curvadas, ¿sabes usar el rizador?, Cómo elegir bien un rizador de pestañas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos