Compartir
Publicidad

Probamos el champú en seco y el spray de mar de Wella en su edición 'Love Edition'

Probamos el champú en seco y el spray de mar de Wella en su edición 'Love Edition'
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En verano siempre buscamos jugar con nuestro cabello y probar con diferentes texturas y productos así que si eres de las que tiene en mente experimentar aquí os traemos dos productos que seguro te van a interesar.

La propuesta viene de la mano de Wella en su edición más plural llamada "Love Edition". Se trata de un champú en seco y por otro lado un spray de sal para quienes deseen lograr una melena total beach.

Champú en seco Dry Me de Wella

Los champús en seco son uno de esos productos a los que se les puede dar diferentes usos. No solo ayudan a absorber la grasa sino que también son válidos para refrescar el cabello o incluso para cuando queremos crear volumen.

En el Dry Me de Wella la clave está en la fécula de tapioca, ingrediente que se encargará de absorber esa grasa sobrante en nuestro cabello.

Su uso es muy sencillo. Como ya sabéis, los champús en seco se caracterizan por dejar una película blanquecina en cuanto los aplicas que se elimina al ser cepillado dejando el pelo libre del exceso de grasa. Pues bien este spray es transparente por lo que no se aprecia sobre el cabello ni se ve tan mate, sin duda un punto muy a favor.

Su aroma es agradable ya que en un principio huele como a albaricoque aunque acaba dando paso a un aroma algo más químico como el típico olor a laca.

Aunque en general no soy de usar este tipo de sprays para adecentar un cabello grasiento sí que me gustan más para aportar volumen o refrescar un peinado que ha perdido un poco de cuerpo y frescura. En cualquier caso este spray es muy útil tanto para esos días en los que no hemos lavado el cabello como para aportar volumen, ambas funciones las logra perfectamente y sobre el cabello ni se aprecia.

Dsc 2053

Ocean Spritz de Wella

Para las que busquen un look más playero y una melena llena de ondas este producto es ideal ya que su objetivo es lograr una melena con "textura de playa". Está compuesto de sal mineral natural y ayuda a proteger el cabello tanto de los rayos UV como de la deshidratación.

El salt spray es perfecto para conseguir esas ondas que que se logran tras bañarnos en el mar y dejar secar el cabello, es decir, una melena despeinada con la onda más definida y texturizada.

Desde luego la textura la han logrado muy bien ya que es realmente muy similar tras pasar un día en la playa y eso me ha gustado mucho ya que las ondas quedan muy definidas. Pero eso también tiene su otro lado, tras aplicar el producto el pelo pierde en sedosidad quedando algo tieso, de apariencia más seca y al tacto se nota como empolvado.

Otro uso que se le puede dar es para fijar una vez hemos marcado la onda con las tenacillas, el spray logra que se fijen y duran más tiempo.

En cualquier caso es un remedio muy eficaz para cuando queremos potenciar nuestras ondas y conseguir ese efecto tan difícil de lograr el resto del año.

Lo podemos utilizar tanto en seco como en húmedo (siendo esta forma como más me gusta) y a continuación moldear el cabello con los dedos, retorciendo mechones para que se fijen. Yo personalmente me lo aplico por toda la melena y lo dejo secar al aire libre ya que tengo una onda natural, pero para una textura más gruesa se recomienda pasar el secador después de moldear la melena.

El producto fue facilitado para la prueba por Wella. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas para más información.

En Trendencias Belleza | Probamos los Crayola Beauty by Asos, los lápices con los que volverás a tu infanci

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio