Compartir
Publicidad
Publicidad

El ácido salicílico es fundamental en belleza

El ácido salicílico es fundamental en belleza
Guardar
3 Comentarios
Publicidad

El ácido salicílico es uno de los activos más usado en dermatología para realizar peelings superficiales. Se debe sobre todo porque al ser liposoluble, se mezcla con el material sebáceo estancado en los folículos, provocando la exfoliación del interior del poro y de la superficie de la dermis.

Es básico para tratar el acné, los puntos negros, el exceso de grasa, impurezas y consigue regular la textura de la epidermis. Por ello lo encontramos en muchos de los limpiadores con los que tratamos a diario, desde Garnier Pure Active o la gama de limpieza de Yves Rocher Pure System.

El ácido salicílico es un beta-hidroxiácido (BHA) cristalino, incoloro, que se obtiene de la corteza del árbol del sauce blanco. En cosmética se encuentra habitualmente en concentraciones mínimas, entre el 0,5 & y el 2 %.

Cuatro son sus puntos básicos de tratamiento:

  • Exfoliación suave de la epidermis.
  • Estimulación de la renovación celular.
  • Minimiza el aspecto de los poros.
  • Alisa la textura de la piel.

Uno de los últimos productos que incorpora en su acción el ácido salicílico es Poudre Limpiador Microexfoliante de Skeen +. Este limpiador en polvo se activa con agua en la palma de la mano, se masajea en el rostro y se limpia con agua tibia. Un micropeeling para uso diario.

Sin perfume, sin colorante, sin parabenos, su precio es de 29 euros los 100 ml.

En Trendencias Belleza | Tratamientos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos