Compartir
Publicidad

Te contamos nuestra experiencia con las Nails à Porter de L'Oréal, nail-art de quita y pon

Te contamos nuestra experiencia con las Nails à Porter de L'Oréal, nail-art de quita y pon
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Es posible que a muchas de vosotras, al igual que a mi, las uñas postizas nunca os hayan llamado especialmente la atención. Siempre tuve la creencia de que el pegamento acaba por estropear la uña y que tarde o temprano alguna uña acabaría perdiéndose echando la manicura al traste.

Las primeras uñas postizas con las que me he animado han sido éstas que veis en la imagen, son de la nueva línea Nails à Porter de L'Oréal. Reconozco que al principio tenía mis dudas pero tras usarlas he descubierto que también se pueden encontrar muchas características por las que decir sí a estas uñas, ¿queréis conocerlas?

Características

Cada caja incluye 24 uñas diferenciadas en dos packs de 12, lo que da para dos manicuras. Cada una de las 12 uñas vienen en seis tamaños diferentes y es que siempre habrá alguna uña que se adapte peor que otra de ahí que tengamos seis tamaños a elegir por cada mano.

Como ya nos contaba mi compañera Audrey, L'Oréal lanza este sistema en 6 versiones, a cada cual más interesante. En mi caso la prueba está hecha con el Neo Couture

loreal uñas postizas

Aplicación de las uñas postizas Nails à Porter de L'Oréal

Su aplicación es increíblemente fácil, debemos elegir la uña que mejor se adapte a la nuestra y su pegatina correspondiente ya que todo viene numerado.

Colocamos la pegatina (una especie de minialmohadilla de silicona) en la uña y colocamos la uña postiza presionando unos segundos para asegurarnos que se fije correctamente.

Aspecto

uñas postizas loreal

El resultado final en la uña me ha gustado bastante, ahora bien no voy a decir que de cerca no se noten que no son naturales, porque si te fijas bien sí se nota que no es una uña natural (es más gruesa vista de perfil). A simple vista pueden asemejarse a las de gel.

Lo peor es que como existe una ligera separación entre la uña natural y la postiza se termina ensuciando. Por lo demás a mí me han convencido, es una forma rápida de lucir unas uñas largas sin exceso y con un chulo estampado. Aunque también las encontramos lisas, manicura francesa clásica o más moderna en negro mate.

Durabilidad

Sobre el tema de la durabilidad no las tenía todas conmigo, pensaba que al primer gesto como ducharme, lavarme la cabeza o cualquier tarea que requiriese la fuerza de las manos mis uñas se despegarían.

Pero mi gran sorpresa fue que quedan bien pegadas, he hecho todo lo que tenía que hacer sin pensar en ellas, son tan cómodas que no te das cuenta de que las llevas puestas.

Solo me falló una uña al segundo día, pero el resto intactas, ni han temblado, así que me la volví a colocar con una nueva pegatina y siete días con ellas hasta que he decidido quitármelas para cambiar, que siete días con la misma manicura ¡son muchos días!

Para quitarlas

Para retirar las uñas solo hay que aplicar unas gotitas de quitaesmalte sin acetona y se retiran con mucha facilidad. En mi caso la uña no ha sufrido casi nada, con esto me refiero a que no me las veo tan deshidratadas como puede suceder con algunos stickers.

Por cierto cada caja tiene un precio de 7,95 euros y como os comentaba hay 6 diseños para elegir. Una buena opción para quien necesite lucir uñas largas en tiempo récord y con gran resultado.

El producto nos fue facilitado para la prueba por L'Oréal. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas para más información

Sitio Oficial | L'Oréal En Trendencias Belleza | ¿Nail Art siempre perfecto? L'Oréal presenta sus nuevas uñas postizas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio