Compartir
Publicidad

Pinkstinks moviliza a la sociedad inglesa contra el maquillaje infantil

Pinkstinks moviliza a la sociedad inglesa contra el maquillaje infantil
Guardar
31 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La asociación Pinkstinks (el rosa apesta vendría a ser la traducción) ha lanzado una campaña en Inglaterra para reclamar que se prohíba el maquillaje para menores de 8 años.

Esta institución creada y dirigida por dos hermanas gemelas, Emma y Abi Moore, tiene como objetivo desafiar lo que entienden como la cultura del rosa en la educación para niñas, que antepone la belleza por encima de la inteligencia.

Consideran que mientras a los niños se les regalan juguetes que les ayudan a pensar y aprender, ellas tienden a recibir objetos basados en el rol femenino y el cuidado de la imagen.

En base a esto hay que diferenciar las pinturas creativas que utilizan ambos para disfrazarse, de lo que se entiende por un maquillaje de mujer adulta, con su pintalabios, máscara de pestañas, colorete etc. que es el que solicitan que deje de comercializarse.

La idea comenzó a gestarse cuando la hija de Emma de cuatro años recibió unos polvos compactos en una bolsita regalo de una fiesta. Piensan que si algunas marcas obsequian a las niñas con pinturas o las incluyen junto a los juguetes en las estanterías están manipulando su capacidad de elección futura sobre maquillarse o no, convirtiendo en habitual algo que en las más pequeñas debería ser excepcional, como robarle un día el neceser a su madre para jugar con él.

También pretenden defender la inocencia de la infancia, en la que la imagen no importa, en una sociedad en la que ya llegan mensajes suficientes por todas partes afirmando todo lo contrario.

Es un tema que me produce sentimientos diferenciados, por un lado estoy en contra de una educación sexista basada en los roles sociales niño-azul niña-rosa, pero después recuerdo cuando me regalaron mi primer tocador gigante con su secador, sus pintalabios de plástico (que ni siquiera pintaban) su espejo y sus cajones para guardar las joyas de corcho y ¡Me hizo una ilusión tremenda!.

Jugué muchísimo con él, pero igual que otras veces pasaba el rato con la pizarra dando clases a mis muñecas, leyendo o montando desembarcos piratas con los clips de famobil ¿Tienen que ser un tipo de juguetes excluyentes de los otros?. Creo que no, aunque supongo que tampoco es lo mismo pintarte una sombras invisibles que te las tienes que imaginar a usar unas de verdad que te cambian realmente el aspecto.

Desconozco la impresión que puede causar en una mente tan pequeñita verse diferente o pensar que pintada está más guapa, si eso hace crecer (o acomplejarse) antes de tiempo o simplemente es otra forma más de jugar y divertirse. En cualquier caso si me parece importante que como piden en Pinkstinks los padres reflexionen sobre el tema, al fin y al cabo ellos son la clave principal en la educación de sus hijas.

Vía | The Guardian
Foto | Babble Blogs
En Trendencias Belleza | ¿Maquillaje de verdad para niñas de 8 años?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos