Compartir
Publicidad

Stick Anti-Fricción de Compeed, para que no te muerdan los zapatos

Stick Anti-Fricción de Compeed, para que no te muerdan los zapatos
Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En verano, decimos adiós a los calcetines y a las medias y nuestros pies quedan al aire, vestidos con chanclas, zapatos y sandalias que, aparte de lucir arrebatadoras, a veces nos hacen daño.

Rozaduras, ampollas, durezas… El calzado nos muerde en verano al estar en contacto directo con nuestra piel, y todo esto se potencia con nuestro propio sudor y con materiales poco recomendables como el plástico que a veces se convierte en una auténtica tortura.

Como prevenir es mejor que curar, hoy os presento este Stick Anti-Fricción de la marca Compeed, que me recomendó una amiga hace unas semanas y que se ha convertido en uno de mis imprescindibles este verano.

Se trata de una barra en stick, que a modo de pintalabios sirve para evitar las rozaduras de los zapatos. Me gusta por su tamaño, porque es ideal para llevarlo en el bolso y aplicarlo en cualquier momento.

Otro de sus puntos fuertes es que es invisible, así que es ideal para utilizarlo con sandalias o zapatos abiertos ya que no se nota absolutamente nada y no mancha. Y además es muy fácil de aplicar.

Cómo utilizar el Stick Anti-Fricción

Con el pie limpio, aplicas el producto en las zonas donde ya sabes que tu zapato o sandalia te va a incordiar: por encima de los dedos, en la zona del juanete, atrás en el talón, en el lateral…

El producto queda como una película finita e invisible, muy suave. Déjalo secar un par de minutos y luego cálzate. Puedes repetir la operación en cualquier momento si ves que necesitas más producto.

También es muy útil para aplicarlo con calzado deportivo. Por ejemplo, si vas a hacer footing y no quieres que te roce alguna costura de la zapatilla o del calcetín. Puede, además utilizarse en cualquier otra parte del cuerpo para prevenir roces.

Eso sí, si tienes alguna herida o ampolla ya formada, no lo utilices, ya que no está indicado para esos casos y contiene alcohol. Sólo es para piel sana. Otra cosa a tener en cuenta es que debes conservarlo a temperaturas inferiores a 30º, para que no se derrita, como puedes ver en la caja.

Como ves, dura bastante, puedes tenerlo abierto 36 meses, por lo que te vale de un verano para otro y también para utilizarlo en invierno. Su precio es de cinco euros y yo lo compré en una farmacia, evidentemente sin receta médica. Eso sí, este producto no quita para que te eches cremita y sigas mimando tus pies.

En Arrebatadora | Mascarilla de nata para tus pies, Exfóliate los pies con un pez , ¿Pedicura completa o pedicura simple? Que no te engañen

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos