Compartir
Publicidad
Publicidad

Farrah Fawcett, adiós a un icono arrebatador

Farrah Fawcett, adiós a un icono arrebatador
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unos días perdimos a uno de “Los Ángeles de Charlie”, Farrah Fawcett, por culpa del cáncer. Desde Arrebatadora, queremos rendirle un pequeño tributo, a esta mujer absolutamente bella.

Y es que guapa era un rato, de hecho, sus primeros pasos en la industria del espectáculo los dio como modelo, anunciando productos para el cabello y pasta dental. Curiosamente, si algo destacaba en ella era su melena y su perfecta y blanca dentadura.

Su peinado en “Los Ángeles de Charlie” ha sido de los más imitados de la historia de la televisión, ese “estilo Farrah” marcó una época, y muchas de las celebrities actuales aún lo reeditan hoy en día.

El corte a capas con flequillo era perfecto, y el peinarlo con tenacillas creando suaves ondas hacia atrás enmarcaba genialmente su rostro, algo cuadrado. Las ondas y ese espectacular volumen, hacían de su cabellera algo absolutamente sexy. Y todo, complementado con sus mechas rubias, con muchísima luz.

Cuando Farrah se hizo famosa, aún no se llevaba esto del blanqueamiento dental, pero ella podía presumir de una sonrisa amplia, perfectamente alineada y de unos dientes súper blancos. Su boca, grande, destacaba por sí sola, por lo que el maquillaje giraba en torno a ella.

Su maquillaje y su piel

Fawcett solía maquillarse de forma suave. Potenciaba, más si cabe, su boca con barras de labios muy naturales, que tiraban al rosa (para resaltar más el blanco de sus dientes), y con mucho brillo, pero nada estridente. Un toque jugoso y sexy.

En los ojos, tampoco abusaba del maquillaje, quizá lo que más quería resaltar eran las pestañas con un a buena capa de rimel que enmarcaban sus ojos azules. Las mejillas sí que las maquillaba, también en tonos rosados y jugosos, haciendo juego con el color de sus labios.

Si su cabello y su sonrisa eran sus señas de identidad, su piel tampoco se quedaba atrás. Pese a ser rubia de ojos azules, Farrah lucía generalmente una piel bronceada y muy hidratada, sin rastro de imperfecciones y muy firme dado que era una amante del ejercicio.

Su secreto: su chispa

Aparte de estos dones impresionantes con los que la naturaleza dotó a su físico, y que le valieron salir desnuda y estupendísima en Playboy con casi 50 años, hay algo que aportaba aún más belleza a Farrah. Era esa chispa de alegría que siempre tenía, y que hacía lucir aún más su sonrisa y brillar más sus ojos. Y es que ser felices e irradiar esa alegría sea uno de los mejores consejos de belleza que hay.

Os dejo con una galería de fotos para que admiréis lo arrebatadora que era tanto con 20 años como con 60. Por cierto, la foto de portada pertenece a un poster mítico: el poster de una mujer más vendido de todos los tiempos según el Libro Guinness.

Imágenes | Showbiz En Poprosa | Hasta siempre Farrah Fawcett En Arrebatadora | El look de Kristen Stewart , El look de Eva Mendes, Los looks de Penélope Cruz en el Festival de Cine de Cannes 2009

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos